DEDUCCIÓN POR ALQUILER DE VIVIENDA

Artículo revisado y actulizado el 27/12/2010.

Cada vez son menos las deducciones que podemos aplicar en la declaración de la Renta y ésta es una de las pocas que nos quedan. La deducción por el pago del alquiler de la vivienda tiene sólo 2 años de vida, pues se empezó a aplicar en el ejercicio 2008 por primera vez.

El problema de esta deducción, como otras muchas, es  que está limitada a personas con rentas bajas y, por tanto, no todo el mundo puede beneficiarse de ella. Además su desconocimiento por una gran parte de contribuyentes hace que a veces se olviden de aplicarla. Debéis tener en cuenta que las deducciones las pueden aplicar también aquellas personas que no están obligadas a declarar.

 

Por tanto, es posible que una persona que no presenta la Renta por no estar obligada a ello (por no superar los límites), si la hiciera y aplicara los beneficios fiscales que le corresponden, le salga a devolver parte de las retenciones que le han descontado de sus ingresos brutos. Pues el que no este obligada a declarar no quiere decir que no pague Renta. Las retenciones son un ingreso a cuenta de la Renta y por tanto al descontarnos la retención de nuestros ingresos (del trabajo, intereses de cuentas etc.) ya hemos pagado por adelantado parte del impuesto.

 

Por ello, aunque no estemos obligados a hacer la declaración de la Renta siempre es aconsejable hacer los cálculos, con el fin de que el fisco no se quede con nuestro dinero que a veces nos han retenido en exceso. Debemos pagar impuesto, pero los justos.

¿Qué ocurre si no hice la renta y ahora me doy cuenta de que me interesa hacerla o la hice y no apliqué la deducción?

Tenemos 4 años para presentar la declaración o una solicitud de devolución de la diferencia por la renta presentada.

Eso sí, antes de hacer cualquier rectificación, revisar bien los conceptos declarados, pues cualquier solicitud de devolución puede dar lugar a una revisión por parte de Hacienda. Además, hay que llevar cuidado con las presentaciones de renta fuera de plazo, aunque sean a devolver, pues pueden tener sanción. “No vaya a costar más la salsa que el pollo”.

 

¿Cuánto puedo deducir por el pago del alquiler de mi vivienda?

El importe de la deducción por alquiler de la vivienda, para la Renta del 2010 que presentaremos este año próximo, es del 10,05% de las cantidades pagadas al arrendador, con un máximo de 9.015 euros anuales si la base imponible de la renta (B.I.= casilla 455 + casilla 465, de la página 10 de la declaración) es inferior a 12.000 euros. Sin embargo, para rentas superiores, el límite va descendiendo hasta desaparecer para B.I. superiores a 24.020 euros.

Los que tengáis una BI entre 12.000 y 24.020 el importe máximo se cálcula con la siguiente fórmula: 9.015-[0,75x(BI-12.000)]. Aunque no debéis preocuparos por estos cálculos, pues el programa Padre ya se encarga de aplicar los límites cuando le introducimos el importe pagado del alquiler. Por tanto, cuando veáis que el programa Padre no aplica la deducción en la declaración, no penséis que no funciona o está mal, mirar los importes de las dos casillas (455 y 465) y comprobar si la suma es superior o no al límite mencionado.

 Es importante que tengamos el contrato de alquiler firmado, ya que de ahí obtendremos, tanto la referencia catastral, como el N.I.F. del arrendador para informarlos en nuestra declaración. Es obligatorio rellenar estos datos en la declaración, ya que de lo contrario Hacienda lo requerirá con posterioridad. Además, debemos disponer de los justificantes de los pagos, ya que Hacienda nos los puede pedir en cualquier momento. Lo mejor es que los pagos se hagan a través de una entidad bancaria, de esta forma siempre podremos obtener una copia de los mismos.

 Para la Renta del 2011 (que presentaremos en 2012),

A partir del 1 de enero de 2011, con la Ley 39/2010 de Presupuestos Generales del Estado, se eleva el límite a 24.107,20 euros anuales, para equipararlo a la nueva deducción por vivienda.  De esta forma, los que tengan una B.I. inferior a 17.707,20€ se deducirán como máximo el 10,05% de 9.040 euros y para rentas superiores a ese importe va descendiendo hasta desaparecer para rentas con BI superiores a 24.107,20 euros.

 Todo lo comentado hasta aquí, se refiere a la deducción regulada en la normativa estatal, pero no hay que olvidar que muchas Comunidades Autónomas han regulado sus propias deducciones autonómicas en el Impuesto de la Renta, incrementando con ello el beneficio fiscal que se puede obtener por este concepto.

Comunidades que el año pasado ya tenían deducciones por el alquiler de la vivienda: Andalucía, Asturias, Canarias, Cantabria, Castilla y León, Cataluña, Extremadura, Galicia, Islas Baleares, Madrid y Valencia. Para todas ellas, es recomendable revisar los requisitos y límites en la propia normativa autonómica o en el manual de la Renta de Hacienda con el fin de no aplicar deducciones indebidas.

 La aplicación de una deducción indebida (por no poder justificarla o no cumplir los requisitos) tiene como consecuencia no sólo que tengamos que ingresar la diferencia a Hacienda, sino que puede derivar en un expediente sancionadorpor solicitar la devolución de cantidades indebidas.

No olvidéis queel desconocimiento de la norma no exime de su cumplimiento.

Otros artículos relacionados:

Deducción por vivienda en 2011

Novedades Renta 2011

Novedades Renta 2010

Cuenta vivienda

Print Friendly, PDF & Email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

27 ideas sobre “DEDUCCIÓN POR ALQUILER DE VIVIENDA”